NOTA DE TAPA:

DISTRIBUCIONES DE SOFTWARE LIBRE PARA TRABAJAR CON AUDIO

Pablo Vannini- Colectivo La Tribu

12 de febrero de 2007

En el mundo del software libre existen varias distribuciones pensadas para audio que pueden ser útiles para quienes trabajan en la gestión técnica o en la edición de sonido en una emisora comunitaria. Si incorporamos a nuestras radios o proyectos de comunicación este tipo de herramientas podemos acercarnos a un uso más provechoso de las computadoras que tenemos.

Una distribución de software libre es un conjunto de aplicaciones o programas reunidos que permiten instalar de manera sencilla un sistema GNU/Linux. Una distribución permite instalar todo el sistema operativo necesario para que la máquina funcione.

Existen numerosas distribuciones, algunas de ellas se especializan en usos particulares de la computadora como es el caso de las distribuciones pensadas para audio.

Estas distribuciones y los programas que ellas contienen fueron desarrolladas por la comunidad de programadores de software libre y nos permiten utilizar la computadora de una manera diferente y por sobre todas las cosas no restringen nuestras libertades de uso, intercambio, modificación y adaptación de los programas con los que trabajamos. De ahí la importancia que tiene que las radios comunitarias y otras organizaciones sociales utilicen este tipo de software que es coherente con sus proyectos político- culturales.

Muchas de estas distribuciones, por ejemplo, manejan el conjunto de herramientas Jack. Éstas permiten controlar de manera centralizada las diferentes conexiones de sonido, al mismo tiempo que permiten manejar la latencia, es decir, el tiempo que tarda la computadora en procesar las notas musicales y emitirlas a través de los parlantes.

Una de las distribuciones con mayor desarrollo pensada para músicos, djs, cineastas y diseñadores gráficos es Musix, distribución nacida

Computadora musical

el fantasma de heredia

en Argentina, aunque está disponible en varios idiomas. Musix tiene programas de edición, midi, streaming, mezcladores dj's, efectos, entre otros. Se destacan RoseGarden y Ardour para editar sonidos. (www.musix.org.ar)

Existe también “Ubuntu Studio”, que si bien no es un desarrollo oficial de la distribución Ubuntu tiene una importante comunidad que la desarrolla y la mantiene y comparte muchos de los programas que utiliza Musix (www.ubuntuestudio.com). Esta distribución está orientada no sólo al trabajo de audio sino también de video y gráficos, sumando programas de animación 2 y 3 D.

Demudi es una distribución que tuvo un importante desarrollo en sus inicios por el apoyo de la Comisión Europea -institución de la Unión Europea- como parte de AGNULA, que pretendía crear dos distribuciones pensadas para audio y música. Pese a que ya no tiene apoyo, la distribución sigue viva y puede ser una opción a la hora de probar diferentes posibilidades.

Recientemente, nació Cafeína-AMARC una distribución pensada para radios comunitarias.

Básicamente esta distribución suma a los programas de edición, programas para la automatización de la emisoras.

Si bien aún se encuentra en desarrollo, la intención es que permita usar interesantes alternativas libres para la automatización, como rivendell, soma, jabata y live support. (http://tics.alc.amarc.org)

Bajarse alguna de estas distribuciones, comenzar a utilizarlas, reportar errores y sobre todo, empezar a hacer un uso más racional de las herramientas tecnológicas que tenemos ayudará a nuestras organizaciones y nos permitirá ser coherentes entre lo que queremos y lo que hacemos.

Para iniciar una descarga de estas distribuciones, lo primero que tenemos que hacer es ingresar al sitio web correspondiente y descargar el Live-CD (una imagen ISO).

Luego, grabar ese archivo en un cd o dvd y hacerlo correr en la computadora en la que estemos trabajando. Así podremos ver, cómo son y cómo funcionan los programas contenidos en la

distribución para poder decidir qué distribución preferimos o nos conviene. Este paso no produce ninguna modificación en el sistema operativo de nuestra computadora, es como leer un CD Rom. Algunos programas se pueden usar en esta modalidad, otros en cambio requieren instalar la distribución en la computadora.

Instalar la distribución en una computadora que no tiene aun un sistema operativo es sencillo y se trata de ir siguiendo los pasos. Si tenemos una computadora funcionando con un sistema operativo no libre, tal vez necesitemos alguna ayuda o un poco de paciencia para encontrar en las páginas webs de las distribuciones o de los grupos de usuarios respuestas a las inquietudes que vayamos teniendo. Justamente, una de las características de estas comunidades es compartir conocimientos y colaborar entre pares para encontrar las mejores soluciones a los problemas que el uso del software pueda presentarnos. En todos los sitios hay manuales para el usuario, foros de intercambio y ayuda, documentación sobre el desarrollo de los programas o sobre

migraciones realizadas anteriormente. Es muy posible que en el país en el que vives haya un grupo de usuarios de software libre que puede ser contactado para encontrar acompañamiento y seguimiento en el caso en que la emisora lo requiera.

La experiencia de la Unión de Radios Culturales de Madrid es un buen ejemplo de los resultados del trabajo colaborativo y libre. Desde hace tiempo vienen desarrollando su propio programa de automatización, que ya se utiliza en más de treinta emisoras. El Jabata -surgido de Radio Jabato- es un sistema informático, desarrollado como software libre que permite la grabación, reproducción e intercambio libre de contenidos radiofónicos, pensado especialmente para el uso que le dan las emisoras libres españolas. (http://kjabata.sourceforge.net).•